Armando Iachini: El agua y su uso correcto en las construcciones

El agua es un recurso natural que cada dia va disminuyendo en muchas regiones mientras que en otras se halla abundantemente, se tiene conocimiento que de toda el agua que hay en el Planeta Tierra, el 97,5% es salada y solo el 2,5% es dulce. Por eso se deben tomar medidas extremas para que no sea desperdiciada, sobre todo en las construcciones.

Las empresas constructoras deben tener una Responsabilidad Social Empresarial bien establecida para evitar que durante la realización de una obra no se malgaste este vital líquido; la utilización de agua proveniente de lluvias es una opción que se viene empleando en las construcciones lo cual se traduce en un ahorro hídrico importante y por su puesto una deducción en el pago de los servicios de agua potable.

Para Construcciones Yamaro y su presidente Armando Iachini, cada empresa constructora tiene que tener un plan establecido que deben estar orientados a seguir una serie de alternativas que fomente la reducción del consumo de agua en sus actividades diarias, el arquitecto Iachini recomienda incluir:

1.- Buen funcionamiento de los sistemas de agua como tubos, llaves y mangueras para evitar que se desperdicie el agua durante y después de la jornada laboral.

2.- Reducir o minimizar el calentamiento, almacenaje y trasporte de agua para evitar su perdida.

3.- Poner en práctica tecnologías modernas que permitan el mejor aprovechamiento del agua y por ende evitar su fuga.

4.- Sustituir el agua que se utiliza para mezclar el cemento por aquellas que proviene de las lluvias.

5.- Al momento de hacer la limpieza general dentro de la edificación así como al lavar las herramientas, los equipos y medios de transporte se deben hacer de una manera que no se gaste mucha agua o realizar esta tarea con agua reciclada.


6.- Optar por equipos y materiales de bajo consumo de agua y energía.

7.- Instalar redes que permitan la reutilización de las aguas negras.

Al momento de diseñar una edificación de uso residencial, la empresa constructora debe optar porque cada espacio tenga una serie de instalaciones que permitan el ahorro del agua de una manera eficiente, lo que se reduce en un bajo coste de energía y tratamiento de aguas residuales.

Una construcción sustentable esta obligada a tener los recursos necesarios para evitar o disminuir la contaminación del agua, de las aguas subterráneas y del flujo de agua que llega a la población, pero sobre todo ponerlas en prácticas para beneficio de toda la comunidad.

Ver fuente



Ver fuente

Entradas populares de este blog

Armando Iachini: El brickarp, la alternativa de construir con plástico

Armando Iachini: ¿Qué premisas tomar para construir un túnel?

Armando Iachini: El espacato, gran aliado de la decoración